nov 10

Apple ha presentado este año muchísimos productos nuevos; Nuevos MacBooks, iMacs y Mac mini, dos iPads con pantalla Retina, iPod Touch 5 súper fino, un nuevo iPad mini criticado por no tener esa pantalla Retina, ha sacado adelante Mountain Lion y también iOS 6… se podría decir que la empresa ha estado ocupada.
 
Tras vender decenas de millones de iPhone, de iPad, de Macs… tras conseguir aumentar sus beneficios considerablemente sobre los ya increíbles beneficios que consiguió el año pasado, muchos empiezan a quejarse de la supuesta falta de innovación. Al igual que ocurrió con el primer iPad que salió con muy poca memoria RAM y hoy en día no puede tener iOS 6 instalado (en el caso del iPhone 3GS la menor resolución de pantalla ayuda a estirarlo lo suficiente como para que iOS 6 sea usable), el iPad mini también ha salido al mercado con una pantalla que sin dejar de ser mala para nada, rompe con la tradición de Apple de utilizar la mejor pantalla que haya disponible, que en este caso es la Retina Display.

No se trata de tecnología que no esté disponible, sino de romper ese halo de empresa mágica que todo lo puede y a todos deja con la boca abierta. Nosotros seguimos pensando que la línea de productos de este año es excelente, mejor que la de cualquier otra empresa. Lo han hecho bien. Pero también pensamos que se han equivocado como nunca con el tema de los mapas, y Forstall ha tenido que dejar la empresa, probablemente, por esa razón en gran parte. En nuestra opinión, se han equivocado también al no dotar al iPad mini de una pantalla Retina desde el principio.

El iPad mini nos parece una excelente máquina, sin duda muy buena compra y al nivel que Apple nos tiene acostumbrados. Diseño increíblemente bueno, súper delgada, ligera… tiene todo lo que tiene que tener menos esa pantalla Retina. Las razones por las que no la lleva pueden ser varias, pero ninguno de nosotros lo sabemos. Sólo unos pocos ingenieros y directivos en Apple saben las verdaderas razones, que pueden ser muchas más de lo que nos pensamos todos. Las cosas no suelen ser tan fáciles como decir “‘venga, le ponemos una pantalla Retina y ya está”. Esas pantallas tienen que fabricarlas varias empresas (no pueden confiar en un proveedor único para asegurar la cadena de montaje de millones de unidades), fabricar pantallas con una resolución tan alta no es tan fácil, ni tan poco tan barato. Es posible que no hayan conseguido asegurar unidades suficientes para el lanzamiento, o que el coste de producción sea tan elevado que hiciera el iPad mini mucho más caro. También es posible que el aparato no pudiera ser ni tan ligero ni tan delgado con una Retina Display y estén trabajando en hacerla más ligera, delgada y barata de producir… o quizás es un poquito de todas estas razones. En cualquier caso y sin dejar de ser una muy buena máquina, muchos achacan a esta especie de ‘planear un aparato por debajo de sus posibilidades’ para luego sacar otro mejor.

Lo que si está claro, es que a Apple les llueven las críticas. La empresa ya crea tantísima expectación o hype que cualquier cosa que haga es criticada… cada vez venden más, cada vez ganan más dinero, tienen más dinero que muchos países en el mundo, pero a pesar de todas estas claras muestras de éxito, no es suficiente. De Apple se espera más… y es este más que no llega lo que preocupa a inversores. Apple ha perdido en las últimas semanas un 20% de valor en bolsa, el Galaxy SIII de Samsung ha superado por primera vez al iPhone 4S en el número de máquinas enviadas, obviamente porque con la salida del iPhone 5 Apple sólo ha conseguido colocar 16.2 millones de terminales de este modelo (en el mismo tercer trimestre del 2012, llevan ya 6 millones de iPhone 5, que sumados al iPhone 4S seguirían colocando al terminal de Apple por encima del Samgung Galaxy SIII pero bueno, dejemos que lleguen los resultados de Navidad a ver quien vende más ). En definitiva, a Apple ya no se le perdona nada, ni el error de sacar sus mapas sin acabar, ni el de sacar un iPad mini sin Retina Display… los haters de Apple deben estar súper contentos. Por eso es ahora el momento de la verdad para la compañía… llega la Navidad, que se espera marque un nuevo récord de ventas para Apple y tras la Navidad llegarán los rumores de nuevos dispositivos iOS, un nuevo iPhone, un nuevo iPad… veremos lo que nos depara el año 2013. Hagan lo que hagan, estamos seguros de que muchos quedarán decepcionados, pero al final, lo que cuenta de verdad, es el mercado. Si una empresa lo hace mal no venderá, si lo hace bien, venderá, y tarde o temprano todas acaban en el sitio que les corresponde. La competencia también ha mejorado mucho. En el próximo año que está a punto de llegar, veremos si Apple ha aprendido del error de los mapas y no vuelve a sacar productos de software que no tengan el nivel de calidad esperado, si vuelve a sacar a la venta productos que estén por debajo de las expectativas de los usuarios más exigentes o si por el contrario continuará triunfando.

Fuente: Iphonero



Deja una respuesta

preload preload preload